1. Estrés el mal del siglo XXI


    Fecha: 05/11/2022, Categorías: Lesbianas Autor: oscareduardo, Fuente: SexoSinTabues

    Viridiana entró a su oficina muy temprano, era la gerente general de una importante empresa dedicada a diseños y construcciones, era una ejecutiva muy elegante, su esbelta figura y su estatura le daban un toque de distinción, rondaba por los cuarenta años pero aún así su cara lucía lozana y fresca como la de una quinceañera, estaba muy comprometida con su trabajo y ahora mismo tenía dos grandes problemas por resolver, el primero era ganarse una licitación importante y la otra era recuperar a su mejor empleada la arquitecta Adela , últimamente la veía decaída y su rendimiento en el trabajo había bajado…la notaba estresada y Viridiana como jefe y como amiga había decidido tomar cartas en el asunto…apenas llegó Adela la mandó a llamar a su oficina…esa mañana Viridiana la vio más bonita que todos los días, su traje sastre ajustado delineaba su figura impactante…además de su cuerpo espectacular la cara de Adela era la de una preciosa muñeca , pero había tomado tan en serio su trabajo que su vida sentimental era completamente nula…ella la comprendía y la entendía pues le había pasado lo mismo…Viridiana había perdido su matrimonio pues había preferido su trabajo a su vida marital…
    
    Viridiana fue al grano…le planteó enseguida su preocupación y de una vez le dio la solución…desde ese mismo día salía unos días a vacaciones para que tomara un descanso con todas las de la ley…Adela trató de decir algo pero Viridiana fue enfática …saldría para una cabaña de su propiedad alejada del “mundanal ruido “ para que se olvidara de todas las preocupaciones y problemas que conllevaba esa responsabilidad…esa era la única cura para el estrés…Viridiana lo sabía por experiencia propia…Adela le tocó aceptar esa decisión de su amiga…fue a su apartamento sacó lo necesario y espero el carro que su jefe le prestó para que la llevara a esa cabaña mágica…
    
    Era un viaje largo y el conductor consciente de eso colocó una música relajante ,Adela fue olvidándose de sus problemas y pronto el sueño la venció… cuando despertó ya estaba llegando a su destino… a través de los vidrios del carro divisó un paisaje idílico…las verdes campiñas matizadas de rosales de diversos colores le daban un toque tranquilizador…el carro frenó y frente a ellos una pareja de color los esperaba … el hombre de porte atlético se llamaba Juan y estaba acompañado de su mujer Francisca una bella joven de cara sonriente y cuerpo escultural…aunque baja de estatura su figura era llamativa y su andar insinuante y provocador…Viridiana tenía en su casa de campo una pareja de cuidanderos y les había dado instrucciones expresas que atendieran a Adela sin escatimar ningún esfuerzo…los solícitos cuidanderos se encargaron de instalar a Adela en su alcoba…allí tenía todo lo que necesitaba una mujer exigente… se veía en cada rincón de ese aposento el gusto refinado de su dueña…Juan se retiró y dejó a Francisca para que le ayudara a Adela a organizar su ropa … Adela cansada del viaje quería ducharse para luego descansar en ...
«1234...7»